¿Eres turista o viajero?

La respuesta a esta pregunta es vital para decidir tanto el destino como el tipo de agencia y viaje que quieres realizar. No hay una respuesta correcta, cualquiera es buena, pero sí que debemos contestarla antes de empezar a planificar nuestro viaje, porque marcará el recuerdo que tendremos del mismo.

Dunas de Merzouga - Marruecos

Dunas de Merzouga - Marruecos

Hay quien prefiere viajar en grupo, otros quieren ir por libre, unos quieren compartir las costumbres y la vida con la gente y les gusta vivir en casas locales. Hay quien tiene problemas con el tema comidas y busca la pizzería más cercana sin importarle el lugar del mundo en el que se encuentra. 

Hemos de reconocer que nosotros somos viajeros, nos gusta adentrarnos en la cultura y conocer como vive la gente de los países que visitamos. Esto representa que algunas veces no dispones de todos los servicios a los que estamos acostumbrados pero, según nuestro punto de vista, vale la pena para descubrir lugares que de otro modo no veríamos.

marrakech

En el Zoco de Marrakech

Esto no quiere decir que nos guste sufrir por sufrir, hemos conocido gente a la que parece que lo que busca es sufrir al máximo para poder volver a casa y explicar lo mal que lo ha pasado y lo duro que ha sido. Por ejemplo, conocemos gente que ha estado en Benarés durmiendo por unos pocos dólares en una habitación, por decir algo, poco preparada. Es una elección, pero hay hoteles correctos a buen precio y quizás no es necesario.

¿Qué queremos decir? Pues que si es necesario hacer un trekking para visitar a una etnia determinada que se encuentra en un lugar que solo es accesible a pie, pues se hace. Si ello representa que tendrás que ducharte con la llamada “ducha africana”, es decir un tonel con agua y un cubo, pues no pasa nada. Tengo fotos de pequeño en las que mi madre me esta bañando en el fregadero de la cocina, no, no voy a poner la foto.

senegal

Intentando bailar - Senegal - Fotografía de Judith García

Pero hay gente que prefiere viajar sin renunciar a las comodidades de casa, perfecto, seguramente nos encontraremos en algún lugar icónico de visita indispensable pero no en un restaurante local ni en el hall del hotel.

Ya lo hemos dicho anteriormente, no penséis que nos gusta pasarlo mal. Pero lo que si nos gusta es descubrir todo el encanto posible de los países que visitamos. Ello solo se consigue si profundizas un poco en su cultura e historia. Si convives, dentro de lo posible, con la gente local. Si hablas con la gente y vas con la mente abierta y sin prejuicios. Realmente suceden cosas increíbles cuando vas con esa mentalidad, puedes tomar un té en una pequeña tienda del Zoco de Marrakech, comer un menú de pescado fresco con las manos en un restaurante de Sudán o compartir un licor casero (y muy fuerte) con los habitantes de una aldea Lahu en las montañas de Chiang Mai.

Y vosotros, ¿sois turistas o viajeros?

senegal

Con nuestra familia de Caparán - Senegal

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.